ABC HOMEOPATÍA

La homeopatía a tu alcance

¿Cómo afrontar el estrés con Homeopatía?

Superar el estrés con Homeopatía

afrontar el estrés con Homeopatía
Afrontar el estrés con Homeopatía es la mejor solución.

La Homeopatía es muy eficaz para abordar el estrés, ya que actúa sobre el fondo de la persona, ayudando a una regulación natural del propio organismo.

Ir directamente a los Remedios

En la sociedad actual el concepto “estrés” está presente en el día a día y, por desgracia, casi se asume con normalidad que vivimos en una sociedad estresante, y por tanto que padecemos estrés, ya sea laboral, o sencillamente vital.

¿Qué es exactamente el estrés?

El estrés es la respuesta del cuerpo a condiciones externas que perturban el equilibrio emocional de la persona y ante los cuales se produce una reacción que origina cambios químicos en el cuerpo.

En esta reacción participan casi todos lo órganos y funciones del cuerpo, incluidos cerebro, los nervios, el corazón, el flujo de sangre, el nivel hormonal, la digestión y la función muscular.

En una situación de estrés, el cerebro envía señales químicas que activan la secreción de hormonas (sobre todo adrenalina):

  • el corazón late más rápido y sube la presión arterial,
  • la sangre es desviada de los intestinos a los músculos para huir del peligro y
  • el nivel de insulina aumenta para permitir que el cuerpo tenga más energía.

Esta reacción es un mecanismo primitivo que nos ha permitido a lo largo de la historia de la humanidad evitar el peligro en situaciones realmente peligrosas.

Consecuencias del estrés

A corto plazo la reacción de estrés no es dañina, pero si la situación persiste, podemos acabar enfermando, pues nuestro cuerpo no está acostumbrado a funcionar de forma normal con todos los cambios que la situación de estrés nos produce.

Los periodos prolongados de estrés pueden ser la causa de enfermedades cardiovasculares, artritis reumatoide, migrañas, calvicie, asma, tics nerviosos, sarpullidos, impotencia, irregularidades en la menstruación, colitis, diabetes y dolores de espalda, entre otros.

Finalmente, la acción prolongada del estrés en nuestro cuerpo nos lleva a sumirnos en un estado de ansiedad permanente, llegando incluso a la depresión.

Otros de los síntomas mentales asociados al estrés son la Irritabilidad y el mal humor.

Así pues, cuando hablamos de abordar el estrés desde la Homeopatía nos referimos a buscar remedios de acción profunda que nos permitan afrontar las múltiples situaciones e inconvenientes diarios sin que estos sean percibidos como peligrosos y que no nos provoquen, por tanto, una reacción de estrés.

Aquí os mostramos algunos de los principales remedios especialmente vulnerables al estrés, con una breve descripción y con un enlace al cuadro general de cada uno de los remedios para poder encontrar aquél que más se asemeje, tanto en la tipología, como en los síntomas y dolencias particulares y también en las características generales de la persona a tratar.

Principales remedios homeopáticos para el estrés

Como siempre lo ideal es que acudas a un buen Homeópata que te ayudará a encontrar el tratamiento adecuado, pero mientras tanto, creemos que esta información puede ser de utilidad:

– En personas muy organizadas, que deben tenerlo todo previsto y saberlo todo, con prisas y precipitación. Aconitum

– En personas que se presentan siempre apresuradas y sometidas a un fuerte estrés. Argentum Nitricum

– En personas que son muy trabajadoras pero que les cuesta muchísimo delegar en quien corresponda. Se cargan de trabajo, se creen imprescindibles y todo ello les activa un estado de estrés, que ni siquiera reconocen cómo tal, respondiendo frecuentemente con un “estoy bien, no me pasa nada“ . Arnica

– En personas con gran inseguridad, con ansiedad continua por la salud y por sí mismo. Tristeza y percepción de ser vulnerable y estar indefenso. Arsenicum Album

– En personas especialmente nostálgicas, piensan que “todo tiempo pasado fue mejor” y no logran disfrutar del presente lo que acaba causándoles ansiedad, especialmente ante situaciones de cambio en su vida. Capsicum

– En individuos que ejercen labores de cuidado de personas, ya sea de familiares o a nivel profesional. Ello les lleva a estado de agotamiento. Sufren preocupación excesiva por personas queridas. Cocculus

– En personas que no pueden detener la mente lo que le ocasiona problemas de insomnio, estrés, etc. Coffea Cruda

– En personas emotivas, en ocasiones casi temblorosas, tímidas, con miedo a todo lo desconocido, a los acontecimientos futuros y a sus consecuencias (viaje, aparición en público, examen, etc.) que les puede causar diarrea y postración. Gelsenium

– En personas que tienen una clara tendencia a ser inflexibles. Suelen aplicar con rigidez las normas, reglas y leyes que les lleva a reaccionar con irritación, ímpetu y cólera ante aquello que no se ajusta a lo que ellas consideran “lo correcto”. Nitricum Acidum

– En personas excitadas, tras todo tipo de excesos: de comida, de café, de alcohol, de tabaco y sobre todo de trabajo lo que les lleva a padecer estrés laboral. Irascible e irritable, impulsivo e impaciente. De especial mal humor por las mañanas y habituales accesos de cólera. Nux Vomica

– En personas a quienes les cuesta mucho relajarse, estando rígidos, tanto física como mentalmente. Les cuesta mostrarse cordiales de forma espontánea, se muestran irritables, deprimidos, con ansiedad nocturna. Rhus Toxicodendron

– En personas faltas de energía. Frecuentemente se presentan indiferentes, con una debilidad tanto física como mental. Muy agotadas y sin fuerza ni energía para luchar contra las adversidades. Phosphoricum Acidum

– En personas de carácter suave y resignado pero que también pueden ser susceptibles, irritables, celosos y malhumorados. De humor muy variable, reaccionan ante las adversidades con accesos de llantos incontrolados. Puede pasar del llanto a la risa y viceversa. Pulsatilla

– En personas con agotamiento, estrés y ansiedad, normalmente relacionados con el cuidado de la familia, l@s hij@s y la casa. Preocupada y obsesionada con ello. Se siente una Cenicienta de su familia. Sepia

– En personas con hipersensibilidad hacía las contrariedades y ofensas. Continuamente se sienten indignadas y “tragando” las múltiples injusticias de la vida. Sienten que cargan con el peso de todo y están resentidas. Staphysagria

– En personas ambiciosas, que pueden usar la mentira para recuperar una posición social que cree haber perdido. En el trabajo puede mostrarse muy duro con los subordinados y ser fácilmente un “pelota” con los superiores. Reaccionan ante las adversidades con gritos, irritación e incluso rompiendo cosas. Veratrum Album

Estos son sólo algunos de los remedios más sensibles al estrés, pero hay muchos más que si el cuadro general (tipología, síntomas y características generales) coincide, es decir, se trata del Simillinum, podrán aportar el equilibrio necesario para gestionar mejor el día a día y los inconvenientes de la vida: Apis, Belladona, Hyosciamus, Ignatia, Platina o Zincum Metallicum.

¿Cómo se toma?

Lee Cómo se toma para  saber qué formato, dilución, frecuencia y cantidad es la adecuada para cada situación. En caso de duda, pregunta a tu homeópata o a tu farmacia especializada en Homeopatía.

Más información

Quizás te interesan nuestros artículos sobre Ansiedad y depresión y sobre Irritabilidad y el mal humor.

Si quieres saber más sobre trastornos del comportamiento pincha en el enlace.

Si quieres más información sobre como afrontar el estrés con Homeopatía uiliza Homeopatía por un Tubo, el BUSCADOR HOMEOPÁTICO de ABC Homeopatía.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 5)
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
It is main inner container footer text