ABC HOMEOPATÍA

    La homeopatía a tu alcance

    Crisis y homeopatía: 5 motivos homeopáticos para plantar cara a las adversidades

     homeopatia para la ansiedad, depresión, miedos
    Depresión, ansiedad y otros síntomas pueden tener solución con la homeopatía.

    Crisis y homeopatía: 5 motivos homeopáticos para plantar cara a las adversidades

    La pérdida del trabajo y  las dificultades económicas conllevan un estado de ansiedad, preocupación, tristeza, rabia, miedo y otras emociones, que se manifiestan físicamente con dolores de cabeza, musculares, insominio, infecciones, estreñimiento y muchos otros síntomas, que la medicina alopática curará de forma puntual: analgésicos, anti-inflamatorios, somníferos, antibióticos o laxantes, pero las emociones producidas por la dificil situación económica continuarán, y los mismos síntomas, u otros, volverán una y otra vez.

    Vamos a darte 5 razones por las que utilizar homeopatía puede ayudarte a mejorar tu salud y a plantar cara a las adversidades; a ver una oportunidad para superarte, progresar y avanzar en tu vida personal y profesional:

    1 – AHORRO ECONÓMICO y de FÁRMACOS

    Utiliza ABC Homeopatía para encontrar el remedio adecuado para tí.  Lee ¿Cómo utilizar ABC Homeopatía?

    Si bien es cierto que lo más correcto es acudir a un Homeópata, no podemos comenzar este listado dirigido, entre otras, a personas que han perdido el empleo, aconsejando el pago a un profesional, ya que por desgracia no está incluido en la Seguridad Social española, así que ya vendrán tiempos mejores.

    Ahora, teniéndo en cuenta las Advertencias de ABC Homeopatía, úsanos para iniciarte en esta terapia natural y barata, si tu situación económica no te permite la visita a un Homeópata.

    Con ABC Homeopatía, tan sólo tendrás el gasto de los remedios, que no superan los 5 euros por tubo de gránulos, y los beneficios serán muchos, entre ellos, un importante ahorro en ingesta de todo tipo de fármacos, que es la solución de la medicina alopática.

    2 -MEJORA DEL ESTADO  FÍSICO Y ANÍMICO

    Lo habitual cuando una persona se trata una determinada afección con homeopatía, es que ese mismo remedio le mejore el estado de ánimo, se sienta menos afligido, menos ansioso, menos preocupado.

    Ya sea un dolor de cabeza, unas anginas recurrentes, trastornos intestinales, insomnio, o unas lumbalgias, si el remedio homeopático te funciona,  no sólo te curará dichos síntomas, también notarás una gran mejoría en tu estado general.

    Tal vez no aciertes a la primera, o el remedio actua mínimamente sobre el síntoma y no actúa sobre el estado general. Hay que seguir buscando. Se debe encontrar el simillimum.

    El simillimum te aportará equilibrio físico, emocional y mental, te sentirás más alegre, menos preocupado. Desapareceran esos sentimientos negativos, práticamente sin que te des cuenta.

    3 – DESCUBRIR CÓMO SE RELACIONAN EMOCIONES Y SÍNTOMAS EN TU PERSONA: INTELIGENCIA EMOCIONAL

    Cuando te ha funcionado la homeopatía, cuando descubres de qué manera están relacionados los distintos sentimientos y emociones (de ansiedad, preocupación, tristeza, miedo, rabia, etc.) con la aparición de síntomas físicos, y compruebas que tomando un determinado remedio acabas con ambas cosas, aparece un nuevo sentimiento.

    Esta vez es un sentimiento de control sobre tu vida, de satisfacción por ver que no todo lo que te ocurre es malo. A raíz de tus dolencias, has descubierto la homeopatía y con ello ya sabes qué te ocurre y  por qué te ocurre: tus dolencias físicas son causadas por los sentimientos  y emociones que te produce la actual situación  por la que estas pasando.

    Este descubrimiento te permite poder actuar sobre tu estado emocional, te da el control para corregir aquello que te enferma:

    Por ejemplo, si has descubierto que obsesionarte con las cosas te produce cefalea. Si has tomado un remedio homeopático que te ha quitado el dolor de cabeza y te ayudado a relajarte mentalmente. Si al cabo de un tiempo, de repente, te duele la cabeza, facilmente recordarás que el motivo es que le estás dando demasiadas vueltas a algún asunto…. lee un libro, ponte una pelicula, cambia el chip, haz algo que te distraiga.

    O si has descubierto que el estrés te produce vértigos, ya que con homeopatía has acabado con ambas cosas, con anterioridad, directamente, reduce tu cantidad de actividad u organízatela mejor para evitar el estrés.

    Ahora tienes mayor control sobre ti mismo y sobre tu salud: aplica la inteligencia emocional: identifica las emociones que te enferman, y actúa racionalmente para corregirlas.

    4 – AHORRO DE TIEMPO EN ASUNTOS DE SALUD

    Finalmente si sumas todo el tiempo que te ahorras en padecer los síntomas, preocuparte por tu estado de salud, pedir citas al médico, acudir a ellas, comprar los medicamentos recetados por la Seguridad Social, estar pendiente y realizar las tomas o aplicaciones de los fármacos, y continuar preocupado por una situación que no logras controlar, resultan una enorme cantidad de horas.

    Con la homeopatía te darás cuenta de que, ahora, dispones de mucho más tiempo para programarte tus horas de inversión en el futuro: formación o búsqueda de empleo, aprovechar para dedicarte unos cuidados personales, procurarte un sueño reparador, cultivar amistades o hacer actividades que siempre habías deseado y para las que no tenías tiempo.

    5 – ACTITUD POSITIVA ANTE LAS ADVERSIDADES

    Así pues, con más salud, con mejor ánimo, con más tiempo disponible y con el convencimiento de que tienes el control de la situación te va a resultar más fácil poner toda tu atención y energía en superar esta mala época.

    Para animarte a ello, lée estas palabras de Albert Einstein:

    “…La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque  trae progresos.
    La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche oscura. Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien la supera se supera a sí mismo sin quedar superado. Quien le atribuye sus fracasos y penurias, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones….

    Y llénate de actitud positiva, pregúntate qué mejoras puede aportarte la situación por la que has pasado o estás viviendo:

    ¿puedes mejorar profesionalmente?

    ¿puedes aprovechar para buscar un cambio profesional con el que antes no te atrevías?

    ¿puedes aprovechar para formarte en temas que siempre te han gustado?

    ¿puedes dedicarte a cultivar nuevas y viejas amistades?

    ¿puedes aprovechar para hacer cosas para las que antes no tenías tiempo?

    Aportando el equilibrio necesario a tu organismo, con homeopatía seguro que encontrarás más fácilmente la forma de superar todo esto y salir adelante, mucho más fortalecido.

    Lee el texto completo de la Crisis según Albert Einstein

    • Facebook
    • Twitter
    • Google+
    • Linkedin
    • Pinterest

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    It is main inner container footer text